La libertad guiando al pueblo de Eugène Delacroix, en el Museo del Louvre

Visita del Museo del Louvre A partir de 43,00 € Más información

Este óleo sobre lienzo pintado en 1830 se inspira en la revolución de las «Tres jornadas gloriosas». Es una de las obras principales del Museo del Louvre, junto con la Venus de Milo, la Balsa de la Medusa y la Gioconda de Leonardo da Vinci. Revisamos este lienzo, convertido desde entonces en símbolo de la República Francesa, para que pueda apreciarlo mejor durante su visita al Louvre. Esta obra le espera en el Museo del Louvre: la tarifa de entrada le permite admirarla

Un contexto altamente revolucionario

La expresión de la revolución de las «Tres jornadas gloriosas» se refiere al período de conflicto que se prolongó durante los días 27, 28 y 29 de julio de 1830. Esta revolución francesa es la segunda después de la de 1789. Los parisinos se rebelaron contra el rey Carlos X, que abolió las libertades de 1789. Este estado de guerra le forzó a huir de la capital y abandonar el trono. Le sustituyó Luis Felipe I, que estableció la Monarquía de Julio.

Significado político de La libertad guiando al pueblo

La libertad guiando al pueblo de Eugène Delacroix representa una escena de barricadas. Las torres de Notre Dame al fondo indican claramente que los enfrentamientos se desarrollan en París. Delacroix, testigo de los hechos, decidió pintar este lienzo, que se convertiría en símbolo de la República Francesa. Esta obra maestra también sirvió de modelo para muchos sellos y los antiguos billetes de 100 francos.

Vemos que el cuadro está pintado en forma de pirámide. Eugène Delacroix incluye en la parte superior de esta pila de cadáveres la bandera francesa azul, blanca y roja, que ondea con orgullo en el aire. La lleva la figura de la libertad, representada por la mujer.

El gorro frigio que atavía al personaje femenino, enclavado en el centro del lienzo, es el que utilizaban los esclavos liberados del Imperio Romano. Más tarde lo usaron los revolucionarios venidos del sur de Francia, que lo llevaban como signo de su liberación. Hoy en día, forma parte de los grandes símbolos de la República Francesa y de los atributos de Marianne. Marianne representa también los valores de la República: «Libertad, Igualdad y Fraternidad». Se la considera icono de la libertad y la democracia, por lo que su busto puede verse en los edificios oficiales de la República Francesa. En sus representaciones, Marianne incorpora a menudo los rasgos del personaje central del lienzo, los pechos desnudos.

Se trata pues de una obra de arte que plasma los poderosos símbolos de la República Francesa. Su título cobra sentido una vez que se conoce lo que representa el personaje central: La libertad guiando al pueblo.

Llegada de la obra maestra de Delacroix al Louvre

El lienzo se presentó por primera vez al público en el Salón de París de 1831. En aquel entonces, se denominaba «Escenas de barricadas». A continuación, la obra se expuso en el Museo de Luxemburgo a partir de 1863. No fue hasta 1874 cuando el majestuoso lienzo, desde entonces denominado «La libertad guiando al pueblo», llegó al Louvre, siete años después de la muerte de Eugène Delacroix.

Para contemplarlo, visite el ala Denon del museo, 1ª planta, sala 77.

Información de COVID-19: Debido a la situación del coronavirus, nuestras excursiones se cancelan hasta el 1 de septiembre. Las reservas para las visitas después de esta fecha se pueden hacer directamente en línea. Revise nuestra última información actualizada AQUI.